Hay muchos tipos diferentes de cristalerías. Las hay de diario o las que guardamos para los eventos especiales. Hay muchas piezas diferentes dependiendo de su uso: vasos, copas de vino blanco, copas de vino tinto, copas de agua, copas de champán, jarras de cerveza, decantadores, vasos de chupito, etc.
Cada pieza varía según el tipo de líquido que contiene.

Los líquidos fríos generalmente se sirven en piezas de cristal, mientras que otros más calientes se sirven en materiales más resistentes, como la cerámica de las tazas de café y té.

Es útil separar la cristalería en dos categorías diferentes, la de diario y la de ocasiones especiales. Así es más sencillo adquirir una colección de piezas seleccionando un conjunto resistente y con menos ornamentos para el día a día, e invertir en piezas especiales para utilizarlas en ocasiones específicas.

La cristalería de diario está compuesta por cualquier vaso para beber que usamos a diario. Para la mayoría de la gente, esto consiste en vasos para el agua y el vino, tazas de café o té y alguna copa de cóctel. Algunas también tienen vasos especiales para cerveza.

Las copas tienen diferentes tamaños según sean para agua, vino tinto, vino rosado o vino blanco. Las copas de vino blanco tienen más altura y una boca más estrecha para mantener el vino a una temperatura fresca.
Las copas de vino tinto, en general tienen una base amplia y algunos vienen sin tallos, para que el calor de tu mano libere todos los aromas del vino.
Las copas de champán son similares a las copas de vino blanco pero tienen el cáliz más estrecho, para permitir que las burbujas suban por el recipiente.

Invertir en un conjunto de varias piezas de cristalería especial es esencial para hacer cenas o comidas en casa. Tenemos a tu disposición varias cristalerías de Bohemia y Murano de 48 piezas con diferentes diseños para todos los gustos. Están compuestas por 12 copas de vino blanco, 12 copas de vino tinto, 12 copas de agua y 12 copas de cava.

También hay conjuntos más completos de 72 piezas con todo tipo de jarras para el agua o decantados para el vino, así como copas para licores y bebidas alcohólicas, perfecto para una velada muy completa.

En cambio, para la cristalería de diario, no es necesario tener una gran colección de piezas. Más bien, se puede adquirir las piezas que más se van a utilizar. Por ejemplo, si en casa hay más de una persona que le encanta la cerveza y la bebe a diario, entonces no dudes en comprar unos buenos vasos de cerveza para que puedan disfrutar de sus bebidas favoritas. Si por el contrario, todos beben agua o refrescos, pues un juego de 6, 8 o 12 vasos normales nos harán la función.

Los vasos también tienen diferentes formas y pesos, de esta manera, los vasos con un fondo más pesado son perfectos para los niños y para sacarlos al jardín o a la terraza, ya que no se tambalearán y habrá menos probabilidades de que se caigan de la mesa.

  • Servicio de Soporte

    Siempre a su disposición las 24 hrs. del día

  • Entrega Gratis

    Los gastos de envío están incluídos en el precio final.

  • Pago seguro

    Cinco formas de pago totalmente seguras